Las renovables en nuestro país siguen dando buenas noticias. La energía solar fotovoltaica, cuya generación fue un 67,5% superior a la del año anterior, ha sido una de las impulsoras de este crecimiento sostenible.

Su cuota en la estructura de generación ha pasado del discreto 3,8% que ostentaba en 2019 a un 6,6%, un dato nada desdeñable para un tipo de producción que depende de la luz solar para su producción eléctrica.

Más información aquí